La alianza McLAren-Renault devuelve la esperanza a Alonso

Tras diez años de ausencia regresa el Gran Premio de Francia, la mítica competencia que empezó a disputarse en 1906 y que se ha visto interrumpida en más de una ocasión durante el pasado siglo y comienzos de este. De hecho, en esta oportunidad se correrá apenas la 59º edición de la prueba, en el circuito Paul Ricard, situado en las inmediaciones de Marsella.

Esta pista ha realizado importantes inversiones en los últimos años para adaptarse a la normativa y ponerse al nivel de la Fórmula 1. En concreto, se han realizado aportes por más de 80 millones de euros desde 2002. El circuito Paul Ricard ha sido sede del Gran Premio de Francia en 14 ocasiones, entre 1971 y 1990. El último torneo realizado en sus pistas se lo adjudicó el francés Alain Prost, en 1990. Cabe destacar que las posteriores ediciones del Gran Premio de Francia, entre 1991 y 2008, último evento realizado, se disputaron en el circuito de Nevers Magny-Cours.

La noticia tiene esperanzados a los cerrajeros, quienes no pierden la ilusión de que Fernando Alonso se cuele nuevamente en el podio. La expectativa no es descabellada, pues el asturiano es uno de los dos únicos pilotos en activo que han ganado un Gran Premio de Francia. En tal honor le acompaña Kimi Räikkönen.

Pero tampoco será pan comido, pues Alonso levantó la copa en 2005, y las pistas del circuito Paul Ricard son totalmente nuevas para él. Y hay quienes opinan que para el piloto ya han pasado sus mejores años. Efectivamente, desde 2014 no se subía a un pedestal, pero sus defensores alegan que su irregular rendimiento se debía al desempeño del motor Honda que la escudería McLaren utilizaba.

Tras las quejas de Alonso y ante su inminente renuncia al equipo, McLarenn decidió romper su acuerdo con Honda a finales de 2017 y este año se estrena con una marca muy conocida por Alonso, Renault, con la que ha obtenido sus mayores triunfos. La alianza McLaren-Renault ya ha rendido algunos frutos en las primeras carreras de esta temporada. En Melbourne, Alonso logró sumar sus primeros 10 puntos, al quedar en quinta posición. En las siguientes llegó en séptimo lugar, pero esto supone una mejora con respecto a los resultados del año anterior, cuando se vio forzado en varias ocasiones a abandonar las pistas sin terminar la carrera.

En España, y tras superar diversos obstáculos, alcanzó el octavo lugar, lo que significa que ha logrado sumar puntos en cinco competiciones consecutivas.

A la próxima cita de Francia, que tendrá lugar el 24 de junio, Alonso llega en séptimo lugar en la posición global. En casa todos esperan que el piloto sume un podio más a su ya larga carrera, en la que acumula 32 grandes premios ganados y 97 podios, lo que lo convierte en el único piloto español y el sexto piloto a nivel mundial con mayor cantidad de victorias en la historia de la Fórmula 1.

De no lograrlo en esta etapa, quedarían aún muchas oportunidades, pues la temporada apenas inicia y hasta el último circuito en Abu Dabi, a finales de noviembre, quedan muchas pistas por recorrer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *